Biodiesel-FTIR 1/2

  

BIODIESEL, FTIR 1/2 

 

A diferencia del combustible derivado del petroleo , cuya combustión libera como CO2 al carbono más antiguamente almacenado, el uso de biodiesel sólo libera el carbono atrapado durante la fotosíntesis más reciente de la biomasa.

De esta manera se le suele considerar, aunque no sea estrictamente cierto, como neutro en carbono, y ofrece el camino más veloz para lograr una reducción global de la emisión de carbono por parte del combustible utilizado en transporte, siendo parte de la agenda política y económica global.

A finales del año 2008 la capacidad de la Unión Europea fue  de 10M toneladas anuales, la de los Estados Unidos de 5M toneladas anuales, y la del sudeste asiático de entre 5M y 15M toneladas anuales.

Tomando como unidad una planta de capacidad entre 50.000 y 100.000 toneladas anuales (capacidad típica en las plantas en proceso de construcción), esto significará unas 1.000 plantas para el año 2012 aproximadamente.

Una eventual restricción de la capacidad en la industria de producción de biodiesel es altamente probable, debido al desajuste entre la inversión en plantas planificada (ya elevada) y los objetivos políticos estipulados para el reemplazo de los combustibles provenientes del petróleo. Un factor clave en la industria será alcanzar el 100% de su capacidad, lo que suele afectar las condiciones de contorno en la calidad del producto. Este es un mercado en donde las grandes firmas de diseño e ingeniería de construcción están involucradas.

 ¿Qué es el Biodiesel?

El biodiesel es un  combustible para transportes extraído principalmente de aceites vegetales orgánicos ( aceite de colza, de palmera, etc..) a través de un proceso llamado transesterificación.

Sus principales ventajas ante otros tipos de combustibles son las siguientes:

  • Es un recurso renovable y biodegradable
  • No es tóxico y sus emisiones son significativamente menores
  • Consta de mayor lubricidad, lo que prolonga la vida de los motores
  • Puede ser usado en motores no modificados
  • Puede ser usado puro o mezclado
  • Es fácil de producir
  • Posee un alto punto de ignición, lo que lo hace más seguro de almacenar y de transportar
  • Ha sido clasificado como “no-peligroso”

 

El proceso básico consiste en la conversión de aceites vegetales crudos (triglicéridos) a su ester metílico de ácidos grasos, a través de un proceso llamado transesterificación.

La transesterificación está basada en la reacción química de los triglicéridos con metanol para formar metilésteres y glicerina en presencia de un catalizador alcalino.

Esta reacción se efectúa en un equipo mezclador-asentador de dos etapas. El proceso se desarrolla en la sección de mezclado, mientras la subsiguiente sección de decantación permite la separación de metilésteres como la fase liviana y la glicerina y el agua como la fase pesada.

Un paso posterior de lavado contra corriente para los metilesteratos remueve una pequeña cantidad de subproductos de la reacción y proporciona un biodiesel “listo para usar” después del paso final de secado.

El metanol sobrante contenido en el agua de glicerina es removido en una columna de rectificación, lo que da como resultado un metanol de condición y pureza listo para ser usado como flujo de reciclado para el proceso.

Para una mayor purificación del agua de glicerina, existen pasos ulteriores y opcionales: tratamiento químico, evaporación, destilación, blanqueado. El proceso de producción de biodiesel posee un muy alto rendimiento, pues con 1 kg de aceite vegetal se genera 1 kg de biodiesel, con un consumo.

Si quieres más información, puedes contactarme en:

También  a través del teléfono: 976 013300

Leave Comments

Instrumentación y Componentes, S.A. * Powered by INYCOM