Calidad en aceites de oliva Factor K

Para confirmar la calidad de un aceite de oliva una de las pruebas analíticas más usuales es la espectrofotométrica. Conocida comúnmente como determinación del factor K270, mide el coeficiente de extinción de una grasa. Estas pruebas se rigen por varios reglamentos (CE ) como el nº 2472/1997 ó  nº 1989/2003.

El factor K270 es una prueba espectrofotométrica en el rango de longitud de onda ultravioleta que nos puede indicar la presencia en el aceite de compuestos de oxidación secundaria (distintos de los peróxidos) que presentan una absorción máxima a la longitud de onda de 270 nm. Estos compuestos son resultado del estado de conservación del aceite, de modificaciones sufridas fruto de los procesos tecnológicos, de contaminaciones o adulteraciones.

Se mide la capacidad de enranciarse en el tiempo. Un aceite será de mayor calidad cuando menor sea su índice K270, a mayor valor indicará más cantidad de sustancias que han sufrido oxidación ( el aceite está más alterado ).

 

Material necesario:

  • Espectrofotómetro ultravioleta doble haz, con posibilidad de ajuste de la longitud de onda.
  • Balanza analítica.
  • 2 Cubetas de cuarzo con tapadera de 10 mm de paso de luz.
  • Matraz de 25 ml
  • Papel de filtro Watman 1
  • Reactivos: cicloexano calidad espectrofotometría.

Análisis:

Antes de su evaluación, el aceite fue sometido al horno a una temperatura de 30 ºC; posteriormente se realizó una limpieza con papel filtro Watman 1 con la finalidad de trabajar con muestras perfectamente homogéneas y exentas de impurezas en suspensión.

De   la  muestra  ya  preparada   se  pesaron 0,25 g y se colocaron en un matraz aforado de 25mL; luego se completó con el ciclohexano hasta el enrase, y se homogeneizó aplicándole suaves y continuos movimientos circulares, logrando la disolución completa de la muestra, con lo cual se obtuvo una solución perfectamente clara y sin turbidez.

Posteriormente, se llenó una cubeta de cuarzo con la solución obtenida y se midió el paso de la luz en la muestra a 270 nm, usando como referencia el ciclohexano en forma pura como patrón de comparación en el haz de referencia.

Es posible realizar una segunda lectura pasando la muestra por una columna cromatografía de alúmina para determinar la extinción específica.

La lectura de absorbancia se puede dar como coeficiente K270. En la siguiente tabla se muestra clasificación de aceites de oliva según el resultado de esta prueba:

Un análisis similar para determinar la presencia de sustancias de oxidación primaria en el aceite de oliva, se realiza midiendo en la longitud de onda de 230 nm, en este caso el factor de extinción se define como K230.

El Spekol 2000 de Analytik Jena es el equipo ideal para este tipo de análisis, se trata de un espectrofotómetro de doble haz con óptica de Carl Zeiss, ofrece todo lo necesario para realizar con precisión y eficacia estos análisis, durante muchos años ( garantía de 10 años en la óptica ).

En la siguiente página web puede tener información adicional:

http://www.analytik-jena.de/es/Analytical-Instrumentation/Tecnicas-de-Analisis/Espectrofotometria/UV-VIS-Espectrofotometro__358/

Si quieres más información, puedes contactarme en:

manuel.cerezo@inycom.es

También  a través del teléfono: 976 013300

Leave Comments

Instrumentación y Componentes, S.A. * Powered by INYCOM